Expo Universal de Milán y el Pabellón de España

Expo Universal de Milán y el Pabellón de España

Desde el pasado 1 de Mayo y hasta el 31 de Octubre, Milán es sede de la Expo Universal, tomando el relevo de la Expo de 2010 celebrada en Shanghai. Durante 6 meses permanecerán abiertas las puertas de una exposición que, bajo el lema “Alimentar el planeta, Energía para la vida”, prevé reunir a cerca de 150 países y organismos internacionales y atraer a más de 20 millones de visitantes para participar en una experiencia única de ocio educativo que pretende involucrar activamente a todos sus visitantes.

Expo Milano 2015 quiere ser la primera exposición universal recordada no sólo por su arquitectura y actividades, sino también por su contribución al debate y la educación sobre la nutrición, la comida y los recursos a nivel mundial. En un área de un millón de metros cuadrados, el visitante puede realizar diversas visitas temáticas y conocer los diferentes aspectos que rodean al complejo mundo de la comida.

Pabellón de España__b720, Fermín Vázquez Arquitectos

España tiene asignada una parcela de 2533m2, donde ha levantado El Lenguaje del Sabor, un pabellón que gira sobre tres grandes ejes: una cadena de producción alimentaria de éxito, la calidad y diversidad de nuestra dieta y gastronomía, y una producción agropecuaria sostenible como herramienta de preservación del paisaje, el patrimonio y el desarrollo de modelos turísticos alternativos.

Inspirado en un invernadero, el Pabellón es una estructura de doble nave que representa la fusión de las cualidades que nuestro país exporta: tradición e innovación.

Para el estudio b720, Fermín Vázquez Arquitectos, la creación de un pabellón sostenible que transmitiera eficiencia medioambiental fue desde el principio uno de los objetivos para este proyecto arquitectónico. Fabricado con materiales reciclados y naturales, el pabellón está compuesto por una serie de pórticos de madera laminada cada 1,50 m, sujetos por una secuencia de volúmenes prismáticos irregulares hechos de madera contralaminada. Entre los pórticos, se ubican paneles de policarbonato transparentes, a modo de marquesinas.

Para promover una ventilación natural, se utiliza un conjunto de persianas de techo que evacúan el calor desde arriba por convección, un mecanismo similar al de los invernaderos. La profundidad y la distancia entre pórticos, se ha calculado para proporcionar sombra a las zonas semi-exteriores, logrando una importante reducción del consumo de energía.

De hecho, la mayor parte del pabellón es semi-exterior, lo que permite un gran aprovechamiento de las condiciones ambientales naturales. El único espacio deliberadamente interior y cerrado es el espacio de la exposición principal. Todo el resto de espacios disfrutan de unas inmejorables condiciones de iluminación natural gracias a los cerramientos transparentes y translúcidos que aseguran el aprovechamiento de la luz del día para la mayor parte de las actividades.

El montaje de la estructura del Pabellón de España se realiza siguiendo un sistema que utiliza paneles de madera macizos de gran formato cortados a medida exacta. En concreto, se están utilizando 8.000 m2 de panel contralaminado, fabricados a partir de tablas de pino o abeto procedentes de una tala sostenible. El proceso de construcción del pabellón, a cargo de la empresa Empty, se basa en el ensamblaje en seco, fácil de montar y desmontar. El edificio pretende ser reutilizable casi en un 100%.


metalocus_b720-pabellon-espana-construido_05_1180

metalocus_b720-pabellon-espana-construido_06_1280

metalocus_b720-pabellon-espana-construido_08_1280

metalocus_b720-pabellon-espana-construido_09_1280

metalocus_b720-pabellon-espana-construido_10_1280

Información: Expo Milano 2015b720, Fermín Vázquez Arquitectos y Pabellón de España

Fotografías: © Adrià Goula

Bruno León
Bruno León
Berlin, Germany
Editor in Chief
Living an adventure at archtalent.com. Architecture is my life. Always learning and trying to imagine a better world. Passionate traveler and music lover.
Autores Habituales